Siete consorcios internacionales quieren desarrollar el Metro de Bogotá

RAM / Cumplido el último plazo concedido por la Empresa Metro de Bogotá, este lunes 25 de febrero siete grupos internacionales oficializaron sus solicitudes para participar en la Licitación Pública Internacional, con el fin de construir y operar la Primera Línea del Metro de Bogotá.

Tal como lo determinó el reglamento, publicado el pasado 6 de agosto, las empresas interesadas debieron reunir acreditaciones y crear consorcios para demostrar que cuentan con la experiencia y la capacidad financiera requeridas para poder desarrollar el proyecto.

Al cerrarse las urnas de cristal, este lunes a las 10 de la mañana, los consorcios denominados Consorcio Metro de Bogotá, APCA Metro Capital, China Railway Group Limited, Consorcio Sunrise, APCA Transmimetro, Consorcio Línea 1 y Unión Metro Capital entregaron formalmente sus paquetes de documentación.  Estos contienen las cartas de solicitud para participar en la última etapa, junto con numerosas certificaciones emitidas por los países contratantes, auditores y contadores, incluyendo experiencia y solidez financiera.

Los consorcios solicitantes deberán demostrar que tienen experiencia en, por lo menos, dos proyectos tipo metro y certificar un patrimonio neto superior a los USD1750 millones de dólares, de los cuales la compañía líder deberá acreditar un mínimo de USD700.000.

El Consorcio Metro de Bogotá está conformado por las compañías Fcc. concesiones de infraestructura S.L.U., Carso Infraestructura y Construcción s.a. de C.V. y Promotora del Desarrollo de América Latina, S.A. de C.V.; APCA Metro Capital es una unión entre Controladora de Operaciones de Infraestructura, S.A. DC.UV., ICA constructora S.A. DC.UV., Power China International Group Limited sucursal Colombia, Simens Project Ventures Gmbh y Strukton Integrale Projecten B.V; el Consorcio Sunrise incluye a las firmas Acciona Construcción S.A., Impregilo International Infraestructures N.V., Ansaldo STS S.P.A. e Hitachi Rail Italy S.P.A; APCA Transmimetro es la unión de China Harbour Engineering Company Limited y Xi’an Metro Company Limited; el Consorcio Línea 1 lo conforman Obrascon Huarte Laín S.A. sucursal Colombia, Andrade Gutiérrez Engenhaira S.A. sucursal Colombia; Camargo Correa Infra constructores S.A y CCR S.A.; mientras que Unión Metro Capital, está integrada por Sacyr Concesiones Colombia S.A.S., Construcciones y Auxiliar de Ferrocarriles CAF Colombia S.A.S., Hyundai Engineering & Construction Co Ltd. sucursal Colombia y STOA S.A.R. La firma China Railway Group Limited se presentó sin otras empresas.

“La llegada a Bogotá de empresas tan importantes, con el respaldo de sus respectivos países, es una muestra más de la solidez del proyecto y confirma que, como habíamos dicho, nuestro metro avanza y no tiene reversa”, aseguró el alcalde de Bogotá Enrique Peñalosa, quien ha estado atento a cada uno de los pasos de este complejo proyecto.

Por su parte, el gerente de la EMB, Andrés Escobar explicó que el propósito de esta etapa, que tomó un poco más de seis meses, era capturar el interés de las principales firmas especializadas del mundo, y darles la oportunidad y el tiempo suficiente para entender el proyecto y el proceso, con el fin último y principal de convocar la mayor pluralidad de participantes.  “Quedamos más que satisfechos; estamos felices con la respuesta que tuvo la convocatoria, tanto por la cantidad como por la calidad de los consorcios que se presentaron”, concluyó Escobar.

Durante los últimos seis meses, las empresas interesadas realizaron más de 500 preguntas sobre el proyecto y el reglamento, las cuales fueron respondidas y dieron lugar a siete “adendas”, todas publicadas con la previa “no objeción” de los bancos multilaterales que financian el proyecto.

Lo que sigue a continuación es la evaluación de la documentación presentada, para verificar el cumplimento de los requisitos, la cual está a cargo de la EMB y un grupo de especialistas asesores contratados con este fin.  La EMB espera dar a conocer la lista de finalistas el próximo mes de marzo.

El objetivo final del proceso es seleccionar un consorcio que se encargue de realizar los diseños en detalle, ejecutar obras y montajes electromecánicos, proveer los trenes y operarlos y mantenerlos por veinte años.  Al grupo ganador también le corresponde aportar capital y conseguir créditos puente por una suma cercana al billón de dólares.  Esta modalidad de concesión integral es conocida en los medios financieros como DFBOMT (por sus siglas en inglés).

El modelo de “concesión integral” fue recomendado a la EMB por la Financiera de Desarrollo Nacional (FDN), después de comparar y evaluar diversos casos y ejemplos internacionales de alternativas de agrupación de los componentes de un sistema metro. La principal ventaja de este modelo es obligar a que el contratista asuma la responsabilidad por la integralidad del desarrollo, coordinando la construcción con la compra, la instalación y puesta en marcha de los componentes electromecánicos y electrónicos.

Compartelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *