Cerca de una docena de generales han salido por los escándalos en el Ejército

La situación actual del Ejército es una de las más difíciles de los últimos tiempos. El último año de la institución ha estado sacudida por escándalos de corrupción, muertes extrajudiciales y espionaje a periodistas, políticos, funcionarios y activistas.

La situación ha sido de tal nivel de gravedad, que por estos hechos han sido retirados casi una docena de altos mandos de la institución, que ocupaban los mas importantes cargos dentro del Ejército.

En la lista figuran el general Nicacio Martínez, excomandante del Ejército, quien pidió su retiro por razones familiares, pero durante su administración fue que comenzaron a explotar los escándalos dentro de la institución militar.

General Adelmo Fajardo. Era el #2 del Ejército, es decir el subcomandante y bajo las órdenes del general Nicacio. Fajardo fue retirado del servicio en medio de presuntos actos de corrupción.

General Jorge Romero. Fue retirado y hoy se encuentra detenido en medio de un penoso caso judicial. A Romero la fiscalía lo acusó de entregar salvoconductos a cambio de supuestas coimas. Algunos de los permisos para portar armas de fuego habrían terminado en manos de las más peligrosas bandas criminales de Medellín.

Los generales Juan Vicente Trujillo, Francisco Javier Cruz y Cesar Augusto Parra, también fueron retirados del Ejército en medio del remezón que se daba para esos días en el Ejército durante la administración de Martínez.

Otro de los casos que obligó al retiro de un alto mando fue el dossier que presentó el presidente Iván Duque en Naciones Unidas, en donde se presentaron supuestos campamentos del ELN en territorio venezolano, pero las imágenes eran de hechos ocurridos en Colombia. Por este caso se fue de la institución el general Oswaldo Peña, jefe de inteligencia militar.

Este año los recientes escándalos de espionaje en la fuerza ya pasaron factura. Los dos generales que han salido por los perfilamientos que se dieron a periodistas, activistas, políticos de oposición y funcionarios desde unidades militares, fueron el general Eduardo Quiroz, quien era en el 2019 el jefe de contrainteligencia y el general Gonzalo García, ex jefe inteligencia.

Sin embargo, la caída de otros oficiales podría seguir en el Ejército, según las recientes declaraciones que dio el ministro de Defensa, durante una sesión virtual con la Comisión Segunda del Senado, donde dijo “el gobierno está dispuesto a contribuir a través de sus acciones para que se conozca la verdad de lo que sucedió, no solamente por lo que ya se conoce públicamente, sino porque en estas presuntas actuaciones ilegales parece haber elementos de mayor dimensión”.

Fuente / RAM.

Compartelo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *