“Departamento de Estado tiene amplia autoridad para revocar visas”: EE.UU.

RAM / A través de un comunicado divulgado este domingo, la Embajada de Estados Unidos ratificó sus lazos de amistad y buenas relaciones con Colombia, pero subrayó que tiene la potestad para revocar visas a los ciudadanos que no cumplan los requisitos para tenerlas.

El pronunciamiento se da como respuesta a las tensiones surgidas esta semana, luego de que el Departamento de Estado revocara los visados del presidente de la Sala Penal de la Corte Suprema, Éyder Patiño; el magistrado de la Corte Constitucional Antonio José Lizarazo y su colega Diana Fajardo.

La decisión fue interpretada por las cortes de Colombia y especialistas, como presión indebida de ese país a decisiones sobre temas como la JEP.

“Bajo la ley de Estados Unidos, los expedientes de visas son confidenciales. No comentamos sobre casos de visas individuales. El Departamento de Estado tiene amplia autoridad para revocar visas basándose en información, que salga a la luz en cualquier momento, que indique que el titular de Ja visa puede ser inadmisible en Estados Unidos, o no cumpla con los requisitos de visa. Todas las decisiones con respecto a la elegibilidad para una visa se basan en las leyes y regulaciones de Estados Unidos”, dice el comunicado.

Sin embargo, la Embajada deja claro que reafirma “la fuerte amistad y alianza entre Colombia y Estados Unidos. Hemos apoyado al gobierno y al pueblo colombiano en tiempos de guerra, y continuaremos apoyándolos en tiempos de paz”.

Además, señala que se valora las buenas relaciones que se han construido con los miembros de la rama judicial colombiana a los que califica como “valientes”  y de quienes destaca que trabajan con “integridad” para “preservar el estado de derecho”.

Declaración de la Embajada de Estados Unidos

La Embajada de Estados Unidos reafirma la fuerte amistad y alianza entre Colombia y Estados Unidos. Hemos apoyado al gobierno y al pueblo colombianos en tiempos de guerra, y continuaremos apoyándolos en tiempos de paz.

Bajo la ley de Estados Unidos, los expedientes de visas son confidenciales. No comentamos sobre casos de visas individuales. El Departamento de Estado tiene amplia autoridad para revocar visas basándose en información, que salga a la luz en cualquier momento, que indique que el titular de la visa puede ser inadmisible en Estados Unidos, o no cumpla con los requisitos de visa. Todas las decisiones con respecto a la elegibilidad para una visa se basan en las leyes y regulaciones de Estados Unidos.

Estados Unidos y Colombia tienen una larga historia de diálogos abiertos y sinceros. Nuestra misión diplomática es representar los intereses de los Estados Unidos ante los interlocutores colombianos. Al hacerlo, reconocemos, valoramos y respetamos la soberanía de Colombia y lo esencial de sus instituciones democráticas. Valoramos especialmente la relación que hemos construido durante tres décadas con los valientes hombres y mujeres de la rama judicial colombiana, que trabajan incansablemente y con integridad para garantizar el estado de derecho. Nuestra cooperación judicial ha dado resultados concretos a ambas naciones. Apreciamos nuestro diálogo continuo.   

U.S. Embassy Statement

The United States Embassy reaffirms the strong friendship and alliance between Colombia and the United States. We have supported the Colombian government and people through times or war and we will continue to support them in times of peace.

Visa records are confidential under U.S. law. We do not discuss individual visas cases. The State Department has broad authority to revoke visas based on information that comes to light at any time indicating that a visa holder may be inadmissible to the United States or otherwise ineligible for a visa. All determinations regarding visa eligibility are based on U.S. law and regulation.       The United States and Colombia have a long history of open and frank dialogue. Our diplomatic mission is to represent U.S. interests to Colombian interlocutors. As we do so, we recognize, value, and respect Colombia’s sovereignty and the vitality of its democratic institutions. We particularly value the relationship that we have built over three decades with the brave men and women of the Colombian judiciary, who work tirelessly and with integrity to ensure the rule of law. Our judicial cooperation has delivered concrete results to both nations. We appreciate our continued dialogue.

Compartelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *