• Las Nuevas FARC

    Orlando Parra / Columnista

    “continúa una lucha armada de larga duración para poner fin al gobierno”… así se expresa la disidencia, pero la del IRA, la guerrilla que existía en Irlanda (Europa) y que se desmovilizó y convirtió en partido político hace más de 10 años. A, por cierto, existieron como grupo armado por casi cien años. Eso de que la de aquí era la más vieja, también es falso.

    Ese es un ejemplo en Europa, pero hay en África, en Asia, en América Latina, y, lógicamente en Colombia, cada vez que se desmoviliza un grupo armado, quedan disidencias, podríamos mostrar casos desde la época de la independencia, desde Bolívar,  hasta recordar que supuestamente el EPL se desmovilizó en marzo de 1991 y por ahí anda una disidencia: 27 años después.

    Es bueno usar todas estas posibilidades de información que tenemos hoy, “preguntarle a google” a “Wikipedia”, etcétera, ojalá consultando varios y contradictorios textos,  para hacernos nuestra propia idea y salir de tanta basura, tanta mentira, tanto mentiroso manipulador que hay por ahí, Ya es suficiente con el dolor que ha dejado la guerra: tragedias humanas como el secuestro o el de los falsos positivos sólo se equipara por ejemplo con la de los desaparecidos: tengo un primo que nunca volvimos a ver después de que acompañó a un amigo a cobrar un dinero en un batallón del Uraba antioqueño hacia 1997 (Gobierno Samper), dejó esposa, dos hijos que luego cayeron en la droga… Si, tragedias y más tragedias.  No es gratis que los señores de “las nuevas FARC” digan que evitaran el secuestro: ha sido de lo peor.

    Volviendo al punto, disidencias habrá. Casi siempre han sido destruidas. Sólo que ésta vez tenemos las economías ilegales que alimentan cuanta violencia hay. Será más complejo. Pero eso jamás querrá decir que haber desmovilizado casi todo un “ejército” es intrascendente: por el contrario es un paso adelante que hay que proteger, pero que jamás se protege sólo con la reincorporación de los excombatientes. Eso, está probado, tampoco es la salida.

    ¡Llevamos 200 años reintegrando excombatientes! La diferencia es que antes a liberales, q  conservadores, los indultaban o amnistiaban. Desde hace algunos años, dado que ya hay una corte internacional que obliga, entonces los excombatientes (de todos los lados, armados o desarmados…) deben rendir cuentas por haber violado los mínimos de humanidad en la guerra (está prohibido: tomar rehenes u otra privación grave de la libertad, torturar, ejecuciones extrajudiciales, desaparición, acceso carnal violento y otras formas de violencia sexual, el desplazamiento y el reclutamiento de menores de edad: http://cort.as/-PIwY ), pero ni así.

    Lo central es reintegrar las veredas, corregimientos, barrios, donde las “condiciones objetivas” para la guerra se reproducen, en algunos casos, por los mismos 200 años: lo central es la “paz territorial” relacionada con la “Paz con Legalidad” del actual gobierno. Ahí es donde necesitamos concentrarnos, en cómo asegurar que la presencia estatal, la salud, la educación, los apoyos alimentarios, los emprendimientos productivos, la inversión privada, empresarial, entre otros, llegue a esos territorios… que vayan más allá de ver jóvenes y humildes soldados (persiguiendo a otros idénticos ¡pero con otro uniforme!) como única presencia estatal ocasional … ¿disidencias?: si, otra más … ¡concentrémonos en lo importante!.

    TRINO: Lo peor que le sucede a nuestra ya de por si débil democracia, empezando porque es “representativa” y NO participativa, es el asesinato de candidatos, de derecha, de izquierda, de centro: es URGENTE su protección.

    Compartelo

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *