• Alertan sobre posible impacto de huracán Beryl en Colombia

    El Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales de Colombia (Ideam) mantiene activo hoy el Plan Nacional de Respuesta por Ciclones Tropicales debido al posible embate del huracán Beryl en los próximos días.

    La entidad emitió una alerta de vigilancia para las islas de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, y otros ocho departamentos de la región Caribe dentro de los que se hallan Atlántico, Bolívar, Córdoba, La Guajira, Magdalena y Sucre.

    Antioquia, en la zona andina y Chocó, en el Pacífico, son otros de los territorios incluidos en la alerta divulgada por el Ideam, que también recomendó poner en marcha los protocolos, planes de contingencia y todas las acciones de preparación para enfrentar el fenómeno meteorológico.

    El huracán ingresaría en la cuenca del mar Caribe en horas de la madrugada del lunes, tomando rumbo hacia Colombia, y su máxima cercanía se prevé para el martes o miércoles, pronosticó el centro.

    Beryl alcanzó vientos máximos sostenidos de 120 kilómetros por hora con ráfagas mayores y se convirtió hoy en huracán, de acuerdo con una información el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

    El sistema se mueve hacia el oeste a una velocidad de cerca de 35 kilómetros por hora y, según la trayectoria prevista, estará sobre las Islas de Barlovento mañana por la noche y el lunes.

    El Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) señaló que se espera que este tipo ciclón tropical continúe fortaleciéndose en las próximas horas y aumente su categoría a hucarán mayor (categoría 3) en la noche del domingo 30 de junio.

    «Se espera que impacte en las Islas de Barlovento e ingrese a la cuencia del Mar Caribe en la madrugada del lunes 1 de julio, y que se dirija hacia el noroccidente de la cuenta. Su máxima cernanía al territorio colombiano se prevé en los días martes 2 y miércoles de julio», indicó el Ideam.

    Asimismo, sostuvo que se pueden presentar fuertes vientos, alturas de olas significativas y posibles lluvias en zonas litorales de la región Caribe colombiana

    Ante esta situación, emitieron la alerta de vigilancia para las siguientes zonas:

    La Guajira

    Magdalena

    Atlántico

    Bolívar

    Sucre

    Córdoba

    Antioquia

    Chocó

    Archipiélago de San Andrés

    Providencia y Santa Catalina

    Un huracán mayor se considera categoría 3 o superior en la escala Saffir-Simpson, con vientos de al menos 178 km por hora.

    Según expertos, una tormenta tan poderosa al inicio de la temporada de huracanes, que va desde principios de junio hasta finales de noviembre en Estados Unidos, es extremadamente rara.

    «Sólo se han registrado cinco huracanes importantes (Categoría 3+) en el Atlántico antes de la primera semana de julio. Beryl sería el sexto y el de más pronta aparición en este extremo del Atlántico tropical», publicó en X el experto en huracanes Michael Lowry.

    El NHC dijo el sábado por la tarde que Beryl tenía «vientos máximos sostenidos (…) cercanos a 65 mph (100 km/h) con ráfagas más fuertes» y que los vientos con fuerza de tormenta tropical se extendían hacia afuera hasta 72 km.

    «Las condiciones de huracán son posibles en las áreas bajo vigilancia de huracanes el domingo por la noche o el lunes por la mañana, con condiciones de tormenta tropical posibles para el domingo en la noche», agregó la entidad al advertir de lluvias y marejadas ciclónicas.

    La escala de Saffir-Simpson designa huracanes de categoría 1 con velocidades del viento de al menos 119 km/h.

    La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos (NOAA, en inglés) dijo a finales de mayo que espera que este año sea una temporada de huracanes «extraordinaria» con hasta siete tormentas de categoría 3 o superior.

    La agencia citó las temperaturas cálidas del océano Atlántico y las condiciones relacionadas con el fenómeno climático de La Niña en el Pacífico para explicar el aumento de las tormentas.

    En los últimos años, los fenómenos meteorológicos extremos, incluidos los huracanes, se han vuelto más frecuentes y devastadores como resultado del cambio climático.

    Compartelo

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *